No siempre ‘más rápido’ significa ‘mejor’

Carl Honoré, autor de ‘El elogio de la lentitud’, escribe en el boletín In&Out de ESADE sobre el movimiento mundial que ha fundado. La base de su filosofía es la siguiente:

En nuestro mundo acelerado, en el que nos falta tiempo, todos sentimos la presión de hacerlo todo más rápido.

El problema es que no siempre “más rápido” significa “mejor”.

Sin embargo, existe una alternativa a este frenesí por las prisas. Por todo el mundo, la gente está reduciendo el ritmo de formas distintas –y, en consecuencia, consigue llevar una vida más rica y más productiva.

No es necesario rechazar la tecnología, dejar el trabajo o irse a una comuna. Simplemente, ir más despacio cuando es razonable hacerlo.

Nuestra obsesión por hacerlo todo más rápido antepone la cantidad a la calidad. Disminuyendo el ritmo, utilizando el tiempo más inteligentemente, podemos hacer mejor las cosas y disfrutar más de ellas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: