Las empresas motivan poco a sus jóvenes figuras

32 profesionales cualificados de entre 30 y 39 años le han contado a Esade cómo se sienten tratados en sus trabajo, y el resultado ha sido el VII Informe Randstad dedicado a la gestión del talento joven.

Guillermo Madamé, responsable de recursos humanos de Randstad, cree que se puede culpar de buena parte del déficit de motivación a los cargos intermedios: “Existe una crisis de liderazgo porque los jefes son cada vez más jóvenes, carecen de experiencia y, encima, no se les suele preguntar si quieren ser líderes”. Según Madamé, la empresa moderna requiere jefes muy enfocados hacia las personas, hasta el punto de afirmar que suele ser mejor líder el que sabe escuchar que el que tiene gran ambición.

Un dato preocupante para cualquier entidad es que el 70% del personal que tira la toalla lo hace por culpa de algún miembro del cuadro directivo. Y en esa gran porción suelen encontrarse los peones más notables de la organización.

Según el estudio de Esade, el empleado valioso no suele anclarse a la misma mesa durante años: “Buscan proyectos motivadores, por encima de cargos o de salario”, estima Carlos Obeso, director del Instituto de Estudios Laborales IEL-Esade. La totalidad de los seleccionados firmó un contrato fijo al primer intento, pero no fue hasta la tercera e incluso la sexta experiencia empresarial cuando encontraron un reto a su altura.

Otra conclusión importante es que la gestión del talento se está revelando como factor de éxito en todo el mundo empresarial.

La firma de cosmética Avon cuenta con 620 empleados en España y una gerente de Gestión de Talento, Lina Guerrero, en sus filas. “Lo primero que debe hacer cualquier empresa es definir qué es para ella el talento, para luego centrarse en incentivarlo y retenerlo’” subraya Guerrero, “como no hay puestos directivos para premiar a todo el que lo merece, una de mis tareas es diseñar acciones que motiven. Desde mi punto de vista lo que más se valora, por encima del dinero, es la evolución de una carrera, la claridad en los objetivos y un trato que premie en justicia el desempeño de cada uno“.

Entre las acciones impulsadas por recursos humanos en Avon figuran la rotación de personal entre departamentos para evitar la rutina y mejorar la formación, o el intercambio de efectivos entre sedes de distintos países. “Los responsables de Avon saben que el talento escasea en el mercado y aceptan de buen grado un tirón de orejas cuando detectamos que no se está gestionando bien”, concluye Guerrero.

“Nuestra experiencia dice que con un buen ambiente de trabajo, proyectos interesantes y un plan de formación adecuado, la gente no se cambia por dinero“, sostiene Linda Statera, responsable de recursos humanos de la tecnológica Unitronics.

– Contenido relacionado: VII informe Randstad. El talento ante el jefe y sus encargos

Vía: CincoDías / Imagen: Stock.xchng

Una respuesta to “Las empresas motivan poco a sus jóvenes figuras”

  1. Los líderes conectan con la gente « Comunícate Says:

    […] Las empresas motivan poco a sus jóvenes figuras […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: