Archive for the ‘valor’ Category

El libro negro del emprendedor, de Fernando Trías de Bes

Miércoles 24 octubre 2007

Hace un par de años tuve la suerte de escribir el libro ¿Qué hacer cuando el marketing se transforma en un campo de minas? junto con otros profesionales de la comunicación y el marketing, como Pedro Antonio García López (Director de Comunicación de Cola Cola), Antonio Núñez, Director de Estrategia de Saatchi & Saatchi o Fernando Trías de Bes (Coautor de La Buena suerte y profesor de ESADE).

Uno de ellos, Fernando Trías de Bes, acaba de editar un nuevo libro, titulado El libro negro del emprendedor. En él, Fernando analiza los factores que explican por qué tantas aventuras empresariales nunca llegan a consolidarse. Este domingo, El País ha publicado una interesante entrevista con él, hablando de este libro.

Cada vez hay más personas que se aventuran a montar un negocio propio. Sin embargo, se estima que entre el 70% y el 90% de estas aventuras empresariales no pasará del quinto año. “Las causas que ponen fin a estas iniciativas se encuentran en aspectos internos de los emprendedores, más que en circunstancias externas de sus empresas”, afirma Fernando Trías de Bes.

Pregunta. ¿Por qué es tan difícil mantener un negocio con el paso del tiempo?

Respuesta. La mayoría de emprendedores que no logran mantener sus proyectos empresariales suelen estar obsesionados con su idea, la cual perciben como un tesoro. Pero cualquier idea, por muy buena que sea, tan sólo es una potencialidad. Lo importante es saber darle forma para que genere valor, un proceso del que depende el éxito final. Y no sólo eso: está demostrado que los negocios que perduran son los que tienen en cuenta su desarrollo sostenible, creando relaciones justas y equitativas con los diferentes actores implicados, de manera que todos salgan ganando.

P. ¿Qué particularidad tienen los emprendedores?

R. Emprender es un estilo de vida, no de trabajo. Así, ser emprendedor significa enfrentarse al mundo laboral desde la autonomía y la independencia, tomando decisiones libremente y asumiendo plenamente las consecuencias. En última instancia, el emprendedor es la persona que quiere aprender a gestionar y aceptar la incertidumbre para seguir su propio camino en la vida.

P. Es decir, que renuncia a firmar un contrato indefinido…

R. La seguridad no existe. Lo que sí existe es el miedo a sentirse inseguro, que lleva a muchos a esclavizarse a trabajos que no les llenan y que les privan de ser dueños de su tiempo. Y todo para obtener una falsa sensación de seguridad. En estos casos, es importante no engañarse acerca de las causas que te mueven a tomar según qué decisiones.

P. ¿Cómo se reconoce al falso emprendedor?

R. El falso emprendedor es el que emprende con un motivo, pero sin motivación. Muchos inician este tipo de aventuras por factores externos, como estar en paro, odiar al jefe o a la empresa en la que trabaja, no querer recibir órdenes y tener libertad de horario, demostrar algo a los demás, ganar más dinero, etcétera. Sin embargo, la motivación nace del interior del ser humano y tiene que ver con descubrir quién eres para saber qué te gusta.

P. ¿Qué rasgo define a los verdaderos emprendedores?

R. El verdadero emprendedor es el que consigue profesionalizar su pasión. Y el mejor indicador para saber si eres correspondiente con la función que estás desempeñando es lo que sientes y experimentas en tu interior. Si eres feliz y estás alegre es que estás haciendo lo que debes en el lugar y momento oportunos.

P. ¿Y qué pasa con el fracaso?

R. El mayor fracaso de todos es dejar que el miedo te impida intentarlo. Independientemente del resultado final, las decisiones que tomas a partir de tu intuición interior siempre te reportan un valiosísimo aprendizaje.

Hay dos frases favoritas de Fernando Trías de Bes que suscribo al 100% y me gustaría compartir:

“Si continúas haciendo siempre lo mismo, obtendrás siempre los mismos resultados. Para conseguir algo nuevo, debes hacer algo diferente” (Albert Einstein).

“Triunfa quien se levanta y busca las circunstancias. Si no las encuentra, las crea” (Bernard Shaw).

—– Contenidos relacionados —–

Anuncios

Perder el miedo a innovar, para ser competitivo

Martes 4 septiembre 2007

Este año, Expomanagement ha traído algunas gratas sorpresas. Una de las principales fueron las jornadas sobre creatividad e innovación.

Allí, Juan Mulet, director general de la Fundación Cotet explicó que no es lo mismo innovar que inventar. “La innovación es todo cambio basado en conocimiento y que genera valor“. Pero también, “innovar es crear riqueza a partir de un invento“.

Carlos López Blanco, vicepresidente de la Fundación Bankinter, indicó que las empresas se gastan el dinero que destinan a la innovación en productos. Y eso, en su opinión, es un error. Virgin no tiene ningún producto y es una marca innovadora. El Lexus de Toyota no ha inventado nada, pero es un coche innovador. Dell no ha inventado los ordenadores, pero tiene un innovador modelo de negocio. “La innovación no está en el producto, sino en la cadena de valor“.

Empresas como Disney, Xerox, Nokia o Cirque du Soleil están ideando constantemente modelos de negocio, de gestión o nuevos nichos de mercado. La creatividad va más allá del simple departamento de investigación y desarrollo o del de marketing. Impregna su cultura empresarial, su forma de hacer las cosas.

Douraid Zagohuani, director de Xerox del norte y sur de Europa, comentó que Xerox no le tiene miedo a crear, a ensayar, a probar. Les gusta. “Para nosotros la innovación tiene que ver con la forma que tenemos de trabajar, no es un hecho aislado”. Y una de las herramientas que favorece este proceso de creación es la diversidad“que permite captar constantemente ideas”, afirmó Zagohuani.

Michael Eisner, ex presidente de Walt Disney, reconoció que “es necesario inspirar ideas para alcanzar el éxito en cualquier negocio, pero las ideas no surgen por sí mismas. Hay que crear el clima para que surjan y se necesita trabajar sobre ellas”, añadió. Según Eisner, uno de los papeles del nuevo líder debe ser apoyar la creatividad.

Es difícil ser creativo de manera aislada e individual. Las mejores ideas suelen fluir de los equipos. Así lo explicó Lyn Heward, productora ejecutiva de Cirque du Soleil. “Las ideas buenas surgen en cualquier parte, pero tiene que estar involucrado todo el grupo de trabajo para ponerlas en marcha.”

Mariana Ferrari, consultora en marketing, defendió que en las organizaciones “hay que premiar a la gente que tenga ideas, aunque éstas luego no funcionen”. Lo peor que puede suceder es tenerle miedo a innovar, a los cambios.

—– Contenidos relacionados —–

Imagen: Stock.xchng